Nadie mejor que su hijo para hablarnos de Manolo Preciado