Luis Enrique, el especialista en segundas vueltas que ilusiona al barcelonismo