Keylor Navas continúa en la sala de espera de la titularidad con la mejor cara posible