Kaká, regresar y besar el santo