Indignación en el Betis por la organización y los altercados previos al derbi sevillano