Guardiola gana su partido más triste: "Esta tristeza me acompañará siempre"