La curiosa forma que tiene Fernando Alonso de estrechar lazos con su jefe de equipo