Cristiano se sintió incómodo con la prensa en el entrenamiento de Portugal