Cristiano, relajado y pendiente del móvil en las horas previas al partido ante España