Cristiano Ronaldo le pega un balonazo sin querer a un periodista y le regala la sudadera como disculpa