Para Casillas, España es la favorita absoluta