El Palacio del Conde Luna en León, escenario de todo tipo de fenómenos