Javier Urra: "Los niños siempre han sido muy atractivos para los secuestradores"