Javier Pérez Campos se queda solo en la antigua iglesia y vive el peor momento de su vida