¡Es imposible! Un encapuchado aparece en una foto en el asiento trasero de un coche