De la batalla, a la invención: El inventor Ayanz realizó la primera inmersión con traje de buzo en Valladolid