La talla 32 desaparece de la pasarela de París: ¿pero es estándar una 34?