La solidaridad que ha salvado la vida a un grupo de ballenas varadas