Los estragos de la sequía en Galicia