El dueño del bar de Mallorca acusado de explotación, lo niega todo