"Lloraba, se encerraba en su habitación...": las consecuencias del bullying