Carlos, destrozado por la trampa de Rebeca