Irene, arrepentida: “Voy a perder a mi hermana por un beso”