Manu Sánchez da una lección sobre los tópicos andaluces: "No se ríen de nuestra realidad sino que deforman nuestra lacra"