Kate Beckett y el agente Ryan interrogan al novio de la víctima