Castle pilla a un sospechoso con las manos en el láser