Una caperucita roja y una bella durmiente, asesinadas en 'Castle'