La tensión se dispara en la gran final de ‘Bienvenidos a mi hotel’