Una isla virgen de Filipinas, nuevo destino paradisíaco para 'Adán y Eva'