El idioma no es problema para encontrar a tu media naranja en 'Adán y Eva'