El conflicto entre Israel y los palestinos sigue escalando en tensión