"Con vosotros desaparecerán las pruebas", decían los SS