Elio Berhanyer, de escaparatista a uno de los grandes de la moda