Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Remilia': "Me da miedo la gente"

remiliacuatro.com

Maria 'Remilia' Creveling, la jugadora que se convirtió en tendencia al abandonar a su equipo tras convertirse en la primera mujer en llegar a la mayor competición de League of Legends, reaparece en Internet para explicar los motivos de su salida y agradecer el apoyo mostrado por sus fans. Sin pelos en la lengua, pero de manera críptica, ha hablado de sus planes de futuro, de sus problemas personales, de los ataques que ha recibido en su carrera y del complicado papel que representa.

Remilia no ha dejado indiferente a nadie. Un 'nick' que ayer estuvo en boca de muchos tras conocer la historia de Maria Creveling, la primera mujer en conseguir el pase a la League of Legends Championship Series. Protagonista de una de las mayores campañas de apoyo que nos ha dejado la comunidad del videojuego League of Legends en los últimos meses. Protagonista también de algunas de las barbaridades vertidas a diario por miles de usuarios en el océano oscuro de las redes sociales.
Tras desaparecer y borrar su huella de Internet, Remilia ha decidido volver. Y lo ha hecho en Reddit, el lugar que tanto amor-odio le ha profesando a lo largo de su carrera, a través con un críptico comunicado (en inglés), al más puro estilo Remilia, con su visión personal sobre la polémica. Comienza agradeciendo el apoyo recibido y cuenta como tras la victoria de su equipo se fue al 'back stage': "me senté en posición fetal y lloré mientas mi equipo hacía las entrevistas, y tomé Xanax (un tranquilizante). Habla sobre su futuro, sobre el que tiene otros planes diferentes al de ser jugadora profesional, porque se ha dado cuenta de que la competición no significa para ella tanto como pensaba. Algo de lo que ya ha hablado en otras ocasiones, de esa lucha constante entre las recompensas de la popularidad frente a los ataques constantes que ha recibe. "Me encanta jugar con un equipo", pero "no me importa ser la mejor jugadora del mundo", afirma.
"He cumplido un sueño por todas las chicas de los eSports"
Haciendo gala de su carácter volátil e impulsivo, en el siguiente párrafo confiesa que para ella siempre fue un sueño convertirse en la primera mujer en la LCS, algo que "he logrado para mí, para mis compañeros de equipo y para todas las chicas en los eSports". Habla también, aunque brevemente, de las críticas recibidas, y pide que no la incluyan como representante del colectivo LGBT, ya que no quiere ningún tipo de mensaje sobre esa parte de su vida que prefiere mantener en privado: "Eso no es para vosotros".
remilia
Remilia contesta a los aficionados
Tras el comunicado, Maria Creveling se sometió a una serie de preguntas y respuestas con los usuarios de Reddit que, en conjunto, suponen una confusa mezcolanza de ideas. Algunos usuarios criticaron su retirada, y su "debilidad" para sobreponerse a la presión de ser la primera mujer en LCS. Algo que, "para muchos es un sueño", señalaba un usuario. Remilia no dudó en contestar: "Ese es tu sueño, no el mío".
Maria deja la puerta abierta y podría volver a competir
Horas después de anunciar su retirada, Remilia ha hablado de la posibilidad de seguir compitiendo en LCS "si hay una opción financieramente viable". Lo que sí ha dejado claro es que no va a dejar el universo League of Legends de forma inmediata porque le espera un proyecto.
videojuegos

"No represento al colectivo LGBT"
Nuevamente, sin confirmarlo, habla veladamente de su transexualidad ante las numerosas preguntas sobre el tema. "He sido repudiada por mis padres y perdido a muchos de mis amigos, pero lo único que yo puedo repudiar es pertenecer a la comunidad LGBT" y añade: "No quiero ser un ejemplo para la gente LGBT", una respuesta con la que Remilia pretende zanjar las discusiones y dejar el tema transgénero fuera de toda polémica.
"Me da miedo la gente"
Uno de los temas más recurrente en el hilo de Reddit es la influencia que ha tenido en su decisión el acoso al que Remilia ha estado sometida en los últimos años, algo que explicábamos ayer en esta noticia y que Remilia ha reiterado en varias respuestas. Una de las más contundentes: "Me da miedo la gente".
reddit

Y es que, a pesar de los apoyos, Remilia no se ha librado de las críticas en su vuelta a Reddit. Un usuario la responsabiliza por las críticas recibidas, y señala que ha sido un error por su parte decir esas críticas le llegaban por ser una chica: "Eso ha empeorado las cosas". Otro usuario se suma al hilo: "Lo que pasa es que [Remilia] es hipersensible, y se toma la menor de las cosas como 'hate' (odio) hacia ella". Remilia responde: "No veo odio, solo veo cosas que me molestan".
Varios usuarios afirman que Remilia se merece el trato recibido porque muchas veces ella no se ha portado bien. Y es cierto que Remilia nunca ha sido perfecta. Ella también ha publicado comentarios ofensivos, incluso en un mensaje llegó a desear la muerte a cierto grupo de personas que la criticaban. En su vuelta a Reddit le preguntan por ello, y ella no se corta: "En este mundo hay gente que es una mierda, y no me importa [lo que penséis]".
reddit
"¿Cuántos comentarios ofensivos recibes al día?"
La tanda de preguntas y respuestas sigue durante varias páginas, pero su historia se puede sintetizar en una pequeña conversación. Una usuaria le pregunta: "¿Cuantos comentarios ofensivos recibes al día?" A lo que ella responde: "Depende de cuántos esté dispuesta a buscar". 
En estos comentarios Remilia no deja lugar a dudas de que uno de los motivos por los que siempre ha planteado retirarse de la escena pública ha sido por ese acoso continuo que algunos de los navegantes más ruidosos de la Red tienen por principal afición. Los mismos que dilapidarán este artículo como lo hicieron ayer, por un motivo que no hemos llegado a comprender. Y es que los profesionales de los videojuegos viven bajo presión por las constantes críticas, sí. Pero algunos, como Remilia, también aguantan el asco. Y el miedo.