Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rosa Rodero: "En el 20 aniversario del asesinato, abracé a una expresa de ETA"

Risto: Vamos al 22 de noviembre, aniversario de la muerte de tu marido, y resulta que los arrepentidos de ETA te piden acudir al homenaje.

Rosa: Lo que quiero hacer es un homenaje por el 20 aniversario de la muerte de mi marido. Quise hacer una fiesta como la hubiera hecho mi marido. Me preguntaron HB y está invitada. Quiero que puedan ver que podemos estar todos juntos. Podemos dialogar, discutir y sacar soluciones. Quiero que sea una cosa plural. No estamos haciendo una manifestación política. Se interesaron en venir dos expresos. Carmen Sarasola es una de ellas y a la que mi marido había perseguido. La vi. Le di dos besos.

Risto: ¿Te arrepientes de haberle dado dos besos?

Rosa: No, porque después se quedó mirándome a los ojos y empezó a hablar conmigo. Hizo unas reflexiones muy importantes.

Risto: ¿Sobre?

Rosa: Sobre ETA. Lo que habían hecho, lo que no habían hecho. La sinrazón. Ella comentaba que durante estos años que ha estado en la cárcel ha hecho una reflexión. A la cárcel puede ir mucha gente pero es importante que esa gente que ha cometido un daño y ha hecho tanto daño, se dé cuenta y luche para que eso no vuelva a ocurrir.

Risto: Ahí surgió la foto del abrazo.

Rosa: Más que la foto, creo que fue la reflexión de toda su vida y que sea capaz de mirarme a la cara. No ya el hecho de que me pida perdón. No me importa eso. Ver en su cara y ver que ese "perdón" era algo muy reflexionado y algo que durante mucho tiempo quería expresar.

Risto: El perdón solo es de verdad cuando no depende del otro que te lo dé si no que realmente tú sientas ese perdón.

Rosa: Posteriormente, estuve con un expreso y hablando sobre el perdón. Me dijo "yo no pido a los familiares. Pido perdón a todas las víctimas de ETA". Me explicó que "no solo lo que yo he cometido. He estado dentro y todo lo que se ha hecho ahí, también tengo culpa". Eso te hace reflexionar y, soy optimista, las cosas se van a ir solucionando. No hay vuelta atrás.