Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Y colorín colorado... este cuento se ha acabado

“Pues nada, nos quedamos solas, mira por primera vez en la vida me quedo con compañera”, concluía Luján Argüelles dirigiéndose a Marta y empezaba la fiesta. La música sonaba, el confeti volaba y todos (menos Umberto), recorrían la pasarela haciendo la conga. Descorchaban botellas, se tiraban a la piscina, se besaban y se emocionaban.