Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Yiya calma su enfado con Borja con un bocata de chorizo

Yiya estaba pintándose las uñas de los pies tranquilamente, pero ha descubierto en la papelera el secreto que rompió de Borja y no se ha podido resistir a abrirlo. La princesa ha descubierto que Borja, su querido Borja, se sigue hablando con su exnovia y ha entrado en cólera. Se ha acordado de todas las advertencias que le hizo Nuria, se ha puesto a llorar y ha intentado llamar a su madre para contarle todo, pero no lo ha conseguido. Rym, que pasaba por allí, se ha quedado bloqueado cuando Yiya le ha contado que el motivo de sus lágrimas era porque había descubierto que Borja era un cobarde y que para superar la inseguridad que ella le produce hablaba con su ex. Pero Rym no ha podido darle ningún consejo a su compañera porque ésta ha salido corriendo a comerse un bocata de chorizo.