Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

David falla el tiro…

Los conquistadores tenían que afinar su puntería en las olimpiadas palaciegas, sobre todo si no querían que sus princesas sufrieran un percance, ya que ellas eran quienes sujetaban la diana. Ninguno de ellos acertaba, solo Umberto, y David, aunque decía ser “habilidoso”, acababa lanzando al estómago de Rym.