Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las Olimpiadas (locas) del amor llegan este lunes a 'Un príncipe para tres princesas'

Las princesas del Reino de las tres coronas son hermosas, divertidas, sensuales y sensibles. Pero no son perfectas. Las tres han cometido errores y van a tener que asumirlos en la sexta entrega de ‘Un príncipe para tres princesas’, que Cuatro emitirá el próximo 15 de febrero (22.30 horas).

El amor, como la fama, cuesta. Y en este capítulo las princesas y sus acompañantes van a empezar a pagarlo con su sudor. Marta parece haberse enamorado del conquistador de otra princesa y ha dejado de lado al resto de sus pretendientes. Rym perdió la cabeza por el hombre equivocado y ahora sufre por ello. Y Yiya ha tenido una dura pelea con su candidato favorito, hiriendo los sentimientos de algún otro conquistador. El volcán del Reino tendrá que recapacitar y plantearse hacer algo que le cuesta la vida: pedir perdón.
Por suerte, van a poder olvidar sus pequeños descuidos y entregarse a un divertido evento que puede pulir las diferencias que hayan surgido entre unos y otros: las Olimpiadas del amor. Con las tres princesas convertidas en maestras de ceremonias y los dos asesores que quedan asumiendo un papel fundamental, los pretendientes tendrán que esforzarse al máximo para demostrar la total dedicación a su princesa y su entusiasmo en el camino para conseguir enamorarla. Competirán en grupo para alzarse con el galardón y sus esfuerzos serán premiados con suculentos premios según el resultado de su sacrificio. La Villa de las princesas se convertirá en un beligerante –y desternillante- terreno de juego que será testigo de la inaudita habilidad de algunos contendientes pero también de la torpeza asombrosa de otros.

Además, Yiya descubrirá el secreto de Borja, el que hasta ahora parece ser su conquistador predilecto, una confidencia que descolocará al huracán extremeño y le hará dudar de todo.