Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Corina Randazzo consigue 'conquistar' a Matías tras varias citas de locos

En el cuarto programa de 'Tú, yo y mi avatar', Matías ha tenido que pasar por un cambio de avatar a última hora, una cita a punto de ser cancelada por la mala suerte en el amor de Laura y las excentricidades de Sonia y Antonella entre salchichas y 'bailes sensuales' de Corina.

A la candidatura para conquistar el corazón de Matías se han presentado muchas candidatas, pero tan solo Antonella, Laura y Sonia han conseguido dar el primer paso por su compatibilidad con el boxeador. Todas mantenían algo en común con Matías the wall, pero entre estas candidatas había pocas cosas en común. 
Antonella, una bloguera alicantina de 44 años, ha sido la primera eliminada por Matías. Se ha mostrado demasiado fina y egocéntrica a través de su avatar, a la que ha estado bombardeando constantemente con elogios y buenas palabras hacia el argentino. Sus empanadillas argentinas y salchichas no han sido suficiente para llegar al corazón de Matías:
La primera cita de Laura, por su parte, no ha ido mucho mejor. Al parecer la mala suerte que la persigue en el amor ha llegado hasta 'Tú, yo y mi avatar' en forma de tormenta, teniendo que llegar incluso a detener la grabación y, por consiguiente, la cita. Aunque todo ha podido continuar minutos después, una falta de conexión entre avatar y candidata ha provocado la furia de la madrileña:
Con un nuevo avatar, Laura ha podido mantener su segunda cita sobre un ring de boxeo. La conexión en esta ocasión entre avatar y candidata ha sido perfecta, aunque también ha habido un momento de despiste con el 'paquete' de Matías, que ha centrado la atención del avatar y ha provocado las risas de Laura:
La decisión final ha llevado a Matías hasta Sonia, una maquilladora vasca que trabaja en el mundo de la noche. Gracias a la ayuda de Corina Randazzo en el papel de 'avatar especial', esta mujer extrovertida, segura de sí misma y de armas tomar ha conseguido conquistar al codiciado boxeador y, con sus corazas, han seguido juntos el camino del amor.