Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aroa, la niña que no quiere masticar

Aroa sabe masticar sin problemas, pero se niega a hacerlo. De hecho, hay dos alimentos que sí mastica de forma excepcional: pipas y palomitas. Por lo demás, Aroa es perfectamente autónoma, aunque continuamente reclama la atención de los mayores, en especial de su madre y su tía.
Supernanny acudirá en su ayuda e intentará poner remedio a tan compleja situación. Tras comprobar que el grado de rigidez de Aroa con respecto a la comida ha llegado a límites insospechados (no admite cambios y se niega a probar nuevos sabores y texturas), Rocío diseña un sencillo plan. La estrategia consiste en asignar a la niña tareas relacionadas con la alimentación y en potenciar su autonomía.
Poco a poco, Aroa va aceptando los cambios pero aún queda mucho por hacer. Sus padres comienzan a aceptar la situación y por fin han comprendido que es un proceso lento. Eso sí, ahora los progresos dependen en gran medida de la firmeza que mantengan frente a su hija.