Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Isidoro, el vendedor que busca a su Cenicienta

Mientras vende zapatos en su puesto ambulante busca a su mujer perfecta…quién sabe si algún día encontrará a la dueña de su zapato y de su corazón.

Su elevado poder de convicción lo utiliza no sólo en su trabajo, sino también en sus conquistas.  Es extrovertido, alegre y clásico en su concepción del papel de la mujer en una relación.
Así es Isidoro
Isidoro tiene 29 años y aunque ha conocido a muchas chicas admite no haberse enamorado nunca de verdad. Es un gran conquistador, sus mejores armas son su verborrea y su mirada. Y atención, como buen hijo único que es, le va a costar alejarse de las faldas de su madre. Se buscan chicas con paciencia.
“No tengo un hijo, tengo un terremoto, es divertido y el mejor vendedor del mundo. Lo malo es que es muy mujeriego y me temo que no le va aguantar cualquiera. Busco para él una mujer con carácter que le haga sentar la cabeza y se lo lleve a su casa para siempre”,  de esta manera vende Dolores, la madre de Isidoro, su hijo a sus pretendientas
Lo que busca en una mujer
Necesita una mujer que se lleve bien con su madre y le haga tener una convivencia agradable. El problema es que se cansa en seguida de las mujeres, no tiene paciencia. Posee una infinita larga de conquistas, lo que pone de los nervios a su madre. Además su mujer perfecta ha de ser divertida y atractiva.
Así es su madre
Dolores es muy crítica con su hijo pero lo adora. Quiere para él una mujer con carácter que le haga sentar la cabeza y que le ‘meta caña’. No está para nada de acuerdo con el trato que Isidoro de la a las mujeres. Le considera muy egoísta y se lo repite constantemente.  Quiere encontrar una mujer buena, sea como sea, pero que le tranquilice y le dome.
Si te gusta Isidoro y crees que das en el perfil, no te lo pienses y apúntate al casting de pretendientes.