Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nyno Vargas, gitano y rapero

El duende gitano se adapta a los nuevos tiempos y a las nuevas formas de interpretar el arte. Es el caso de Nyno Vargas. Abandonó el flamenco tras descubrir una habilidad innata para el rap al que se dedica profesionalmente. "Empiezo en esto del rap hace un par de años, cuando me juntaba con los gitanillos de mi barrio. A un chavalito del barrio, le quité el mp3 y con la música que llevaba me di cuenta tenía un tipo de música que yo desconocía. Yo era fan de Camarón y a partir de ahí, quería ser rapero. Conocí a 'Escorpión' que decidió producirme un tema. Lo grabamos y al subirlo en internet tuvo muchísimas visitas", cuenta.