Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Se hizo un selfi para presumir de vestido, pero ‘otra cosa’ cobró protagonismo

Se hizo un selfi para presumir de vestido, pero ‘otra cosa’ cobró el protagonismoTwitter @_shelbizzle

Lo que le sucedió a la usuaria de Twitter Shelbs es el vivo ejemplo de que un selfi se puede vovler en tu contra si no cuidas con mimo todos los detalles más allá de lucir la mejor pose en la foto. Ella quería presumir de vestido ahora que llega la nueva temporada y predomina el sol. Sin embargo, lo que centró la atención de los usuarios fue otra cosa. Y se lo hicieron saber...

A estas alturas ya sabemos que los selfis son parte de la vida diaria en las redes sociales. Es una moda que llegó para quedarse. Y lo hizo con todas sus consecuencias. Las buenas, las malas, y también las graciosas.
Dentro de estas últimas podría categorizarse la protagonizada por la usuaria de Twitter Shelbs, una mujer que o bien no tuvo en cuenta la importancia que tienen para las autofotos la perspectiva, el escenario y el entorno, o bien, simplemente, no le importó.
Más allá de uno mismo, en el selfi, como ha quedado demostrado, se han de cuidar también los detalles.
Shelbs quiso presumir de su nuevo vestido, entusiasmada con la temporada primaveral y la llegada del sol, luciendo la mejor de sus poses para compartirla con todos los internautas. Sin embargo, éstos, que casi siempre están atentos y dispuestos a hacer humor de una inocente imagen, no tardaron en hacerle ver que el protagonismo en realidad no lo acaparaba ella, sino otra cosa: El desastre de habitación que tenía; su lugar elegido para la foto.
Grandes cantidades de ropa por el suelo, sobre la cama o incluso sobre el marco de la ventana a modo de segunda persiana no tardaron en dar motivo a los usuarios para comenzar con sus comentarios jocosos, sus réplicas en forma de imágenes animadas, sus montajes, sus bromas… e incluso instantáneas y comentarios que, en un afán de condescendencia, por otro lado mostraban solidaridad.
“Estás muy guapa, pero, cariño, esa habitación me está provocando escozor en los dedos. ¿Cómo puedes sobrevivir ahí?”, escribe una usuaria.
“¡Pequeña, limpia tu habitación!”
“No voy a decir ‘nada malo’ sobre tu habitación porque la mía está exactamente igual. Bonito trasero, por cierto”, dice otra.
“Tu habitación podría estar peor”, le confiesa un usuario, que publica imágenes de su propio cuarto, solidarizándose con la causa.
Ante la oleada de mensajes reparando en ello, Shelbs, que contestó con humor a muchos de ellos, se justificó afirmando que, además de que su habitación es muy pequeña, “no siempre luce tan mal”. “Mi armario se rompió recientemente”, escribió, explicando que iba a trasladar la ropa pero, por decirlo de algún modo, confesando que se lo está tomando con cierta calma.