Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Al menos 30.000 vecinos de Girona continúan sin luz

Girona ciudad volverá mañana a la normalidad aunque todavía quedan zonas sin luz. Así, el Govern ha elevado hasta 30.000 los abonados que desde la nevada se han quedado sin luz en las comarcas de Girona. Esta cifra supone 10.000 afectados más que la ofrecida por Endesa. Mientras, la alcaldesa de Girona, Anna Pagans, ha asegurado que la ciudad presenta a estas horas "una normalidad con excepciones puntuales de paisaje". Ha afirmado que "todos los barrios están conectados" de nuevo con electricidad aunque ha reconocido que todavía quedan "algunas colas" sin suministro.
Además, Pagans ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para que vaya con cuidado debido a las posibles placas de hielo que ahora pueden ir desprendiéndose de los tejados de los edificios. "Los tejados están llenos de nieve y hay peligro de caídas de placas de enteras de hielo".
Se debe tener en cuenta que un hombre de 65 años de nacionalidad alemana ha resultado herido de gravedad al caerle encima una placa de hielo que se ha desprendido del tejado de un colegio. Dicha placa ha hecho que cayera fulminado al suelo en estado de inconsciencia.
Mientras, el Ayuntamiento de Lloret de Mar (Girona) repartirá un millar de cenas a vecinos que siguen sin suministro eléctrico desde la nevada del pasado lunes. Se debe a que no disponen de calefacción ni pueden cocinar.
Un dispositivo "puerta a puerta" para los afectados por el corte eléctrico

La Dirección general de Protección Civil ha vuelto a elevar a fase de Emergencia 2 del Plan especial por nevadas de Cataluña para poder ampliar el dispositivo desplegado sobre el territorio y ante la persistencia en la carencia de suministro eléctrico.
Asimismo, una de las primeras medidas que se han tomado es organizar un operativo conjunto de los diferentes cuerpos de emergencias para poder llegar "puerta a puerta" a todas las urbanizaciones afectadas. Además, se pretende complementar las operaciones de asistencia y seguimiento que los cuerpos operativos estaban realizando.
Endesa califica sus esfuerzos de "titánicos"
Casi un millar de técnicos de Endesa, 300 de los cuales han venido de fuera de Cataluña como refuerzo, están trabajando sobre el terreno y haciendo un "esfuerzo titánico" para poder reparar las instalaciones eléctricas devastadas por el temporal. Pretenden restablecer lo antes posible el servicio eléctrico.
Los técnicos, que han estado trabajando por turnos las 24 horas del día desde el pasado lunes, han tenido que utilizar máquinas excavadoras y vehículos especiales con el fin de abrirse paso por caminos para acceder a las bases de las torres.