Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un equipo internacional desvela la edad de la especie 'Homo naledi', descubierta en 2015

Investigadores de varias instituciones de Australia, Estados Unidos, Sudáfrica y España, entre las que se encuentra el Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH) de Burgos, han puesto fin al enigma de la edad de 'Homo naledi', nueva especie descubierta por el paleoantropólogo Lee R. Berger en 2015.
Liderado por el profesor Paul Paul Dirks de la James Cook University y su equipo australiano, el estudio ha sido publicado en la revista 'eLife'.
El estudio desvela, por primera vez, que esta especie vivió hace entre 230.000 y 330.000 años en Sudáfrica. El equipo ha logrado estos resultados mediante un amplio conjunto de métodos como Luminiscencia, Paleomagnetismo, Resonancia Paramagnética Electrónica (ESR) y Uranio-Torio.
Desde el anuncio de su descubrimiento en septiembre de 2015, se han formulado varias hipótesis sobre la antigüedad de 'Homo naledi', basadas principalmente en la morfología arcaica de los restos fósiles. Una de las hipótesis con más peso proponía una edad muy antigua, de hasta dos millones de años. Sin embargo, las nuevas dataciones indican sin duda una cronología mucho mas reciente.
El punto central del trabajo consiste en la datación directa de varios dientes mediante el método ESR, ya que es el único método que lo permite para restos más antiguos de 50.000 años, límite actual del método por Carbono-14. Parte de este trabajo se llevó a cabo en los laboratorios del CENIEH por el investigador Mathieu Duval, dentro del marco de un proyecto de investigación europeo Marie Curie IOF y en colaboración con el profesor Rainer Grün, director del Australian Research Centre for Human Evolution (ARCHE) de la Griffith University (Brisbane, Australia).
"Para conseguir una datación fiable, se tuvo que desarrollar un protocolo especial que permite limitar el aspecto destructivo del método ESR --explica Duval--. Hoy en día, probablemente no hay más de dos o tres laboratorios en el mundo donde se puede aplicar este protocolo novedoso". Para conseguir una datación fiable, se tuvo que desarrollar un protocolo especial que permite limitar el aspecto destructivo del método ESR.
Las dataciones obtenidas permiten ubicar a 'Homo naledi' en una posición mucho más avanzada de lo esperado inicialmente en el árbol evolutivo humano, con una cronología más reciente que los homininos encontrados en el yacimiento de la Sima de los Huesos de Atapuerca. "Con estos nuevos resultados, vemos toda la complejidad del árbol evolutivo humano que se está dibujando progresivamente en función de los descubrimientos de los últimos años", indica Mathieu Duval.
Este artículo sobre 'Homo naledi' se suma a una serie de trabajos recientemente publicados por el grupo de Geocronología del CENIEH, centrados en la datación de yacimientos prehistóricos importantes, como los ancestros del 'Hobbit' de Flores, Sima de los Huesos y el nivel TD6 de Gran Dolina, ambos en Atapuerca, o bien el yacimiento arqueológico de Fuente Nueva-3 en Orce.
Según el coordinador del Programa de Geocronología del CENIEH, Josep M. Parés, "la importancia de estos trabajos de datación y cronoestratigrafía permiten posicionar el Programa de Geocronología y con éste el CENIEH a la vanguardia de la cronología de yacimientos prehistóricos claves".