Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La guerra de Apple con Google se calienta

Google y Apple, acusadas de pactar para no quitarse empleados entre síARCHIVO

El fabricante del popular iPhone se encuentra a sí mismo metido en una batalla con el gigante de las búsquedas en Internet

Cuando Apple de inicio este lunes a su conferencia anual para desarrolladores de software, todos los poderosos jugadores del universo Apple estarán reunidos, excepto uno que de muchas formas es el que fija la agenda de temas: Google. Más que nunca, el fabricante del popular iPhone se encuentra a sí mismo metido en una batalla con el gigante de las búsquedas en Internet en varios terrenos: 'smartphones', tecnología en la nube, y la competencia sin fin por los corazones y los cerebros de los mejores desarrolladores de software.
Apple anunciaría este lunes su propia aplicación para hacer frente a Google Maps, que es una de las más apreciadas aplicaciones en iPhone.
Además presentará una integración mayor de sus aplicaciones para iPhone y su servicio de almacenamiento iCloud con todos sus aparatos, en una nueva respuesta en la batalla contra Android, el software para 'smartphones' de Google.
Podría promocionar lo último en Siri, la interfaz de voz que la compañía piensa que puede seguir diferenciando al iPhone y al iPad de Android.
Y posiblemente haya una nueva línea de ordenadores portátiles Macintosh, subrayando el apalancamiento que una línea completa de productos de hardware puede brindar en una guerra con Google que mayormente es sobre software.
Apple busca diferenciar sus dispositivos móviles del Android de Google tentando a sus consumidores con su aplicación 'ecosystem', dijo Carolina Milanesi, analista de Gartner Research.
"Se trata de lealtad y básicamente de provocar la oportunidad de vender más", señaló. "No creo que los consumidores en el mercado masivo estén atados necesariamente al 'ecosystem' de Android de la misma manera que lo están los consumidores de Apple".
Los rivales, que pelean en distintos campos, usan armas diferentes. El férreo control de Apple sobre su ecosistema se presenta en fuerte contraste con la actitud "libre para todos" de Google.
La aproximación de sistema abierto, que recuerda la exitosa estrategia de Microsoft de crear software estándar que corre en una variedad de equipos, ha permitido a Android capturar el liderazgo del mercado en 'smartphones' (aunque ni cerca a los márgenes de ganancias de Apple).
Android también ha ayudado a crear varios potentes rivales de Apple en la parte de Hardware. El Galaxy S III, con sistema Android, de Samsung Electronics está generando comparaciones favorables con el iPhone, mientras que el 'tablet' Kindle Fire de Amazon está compitiendo con Apple en 'tablets' y contenido digital.
El esperado movimiento de Apple de reemplazar Google Maps con su propia aplicación de mapas es un ejemplo particularmente dramático de cómo la rivalidad entre compañías ha estado evolucionando.
Google ha invertido grandes sumas de dinero en su tecnología de mapeo a través de los años y alrededor de la mitad de su tráfico de mapas proviene ahora de iPhones e iPads.
Entre otras cosas, el tráfico desde esos aparatos revela valiosos datos de localidades que ayudan a mejorar el servicio de mapas y provee aplicaciones como reportes de tráfico en tiempo real.
"Mientras Apple construye su servicio Siri, construye la infraestructura iCloud y más capacidad en su sistema operativo, los datos de localidades van a volverse importantes", dijo el analista Shaw Wu de Sterne Agee. "Esto también podría ayudar a su negocio de avisaje", agregó.