Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las familias frente al uso de dispositivos digitales: nuevas dinámicas y preocupaciones sobre seguridad online

Las dinámicas familiares han cambiado con el uso de los dispositivos digitales, hasta el punto de que los padres reconocen dedicar la misma cantidad de tiempo al uso de dispositivos digitales que a sus interacciones personales.
El 39% de los padres permite a sus hijos utilizar un dispositivo conectado a Internet a la hora de irse a la cama, pero monitorizando personalmente su uso, uno de los datos que revela el estudio 'Las nuevas dinámicas familiares en un mundo conectado', de Intel Security. El 35%, incluso, reconoce que su hijo le ha llamado la atención por estar haciendo uso de los dispositivos durante el tiempo en familia.
En la actualidad, como indican desde Intel Security, estamos viendo un aumento de la popularidad de la 'smart home' y de los dispositivos conectados. Gartner predice que en 2020 habrá más de 10 millones de 'cosas' conectadas en los hogares. Esto supondrá un mayor riesgo en la medida en que nuestros dispositivos y datos personales pueden verse comprometidos.
Por otra parte, y aunque los dispositivos conectados a Internet nos ofrecen nuevas oportunidades, la realidad es que también presentan algunos inconvenientes para nuestras relaciones interpersonales.
"El uso de dispositivos conectados en el hogar puede ocasionar ciertos riesgos para los consumidores ", afirma el Product Manager Consumer & Mobile de Intel Security, Francisco Sancho, quien entiende que "debemos capacitar a los padres para que gestionen de forma activa cómo sus familias interactúan con sus dispositivos.
El informe de Intel Security revela algunas prácticas sencillas para que los padres puedan gestionar la conectividad a Internet en sus hogares, desde el bloqueo de sitios inapropiados hasta el control de la cantidad de tiempo que los niños pasan en sus dispositivos.
"Cuando se tomen las medidas correctas de seguridad y privacidad, los consumidores se sentirán más protegidos, permitiéndoles disfrutar plenamente de todos los beneficios de vivir en un hogar inteligente", añade el directivo de Intel Security.
LOS MÉTODOS ACTUALES DE MONITORIZACIÓN SON ANTIGUOS
A pesar de su preocupación por los riesgos de un estilo de vida digital, los padres tienden a usar métodos antiguos para controlar el uso que sus hijos hacen de los dispositivos. Así, el 40% admite monitorizar personalmente el uso que los niños hacen de los aparatos conectados a Internet.
Una de las mayores preocupaciones es que los niños estén conversando con un ciberdelincuente o depredador social. Así lo reconoce el 70% de los encuestados.
LOS HÁBITOS DIGITALES DE HOY CAUSAN NUEVAS PREOCUPACIONES SOBRE LA CRIANZA DE LOS HIJOS
Los hábitos en el momento de irse a la cama han cambiado mucho desde que los dispositivos inteligentes han pasado a formar parte de la intimidad familiar. El 39% de los encuestados permite a sus hijos utilizar un 'smartphone' o tableta antes de dormir. En este sentido, el 37% admite que llevar estos dispositivos a la cama les supone discusiones con sus hijos.
Por otra parte, los padres también vigilan cuánto tiempo pasan los niños delante de una pantalla. El 49% reconoce que sus hijos permanecen entre una y dos horas diarias delante de sus dispositivos.
Sin embargo, los padres no siempre pueden monitorizar el uso que se hace de los aparatos conectados a Internet. De ahí que el 31% reconozca haber pillado alguna vez a sus hijos visitando páginas que ellos no aprueban, como recoge el estudio.
Pero no sólo son los niños los que utilizan estos aparatos cuando no deben. El 35% de los adultos encuestados reconoce que su hijo le ha llamado la atención alguna vez por hacer uso de los dispositivos durante el tiempo en familia.
Asimismo, y como recoge el estudio, los padres son conscientes de la importancia de concienciar a sus hijos sobre los riesgos potenciales que entraña el uso de Internet. El 53% afirma hablar regularmente sobre este tema con, al menos, uno de sus hijos. Por el contrario, un 9% no lo considera necesario.
CONSEJOS PARA GARANTIZAR LA SEGURIDAD 'ONLINE' DE LA FAMILIA
Para hacer frente a estos riesgos, Intel Security ha compartido una unos consejos con los que seguir una serie de buenas prácticas para garantizar la seguridad 'online' de nuestra familia.
Es importante concienciar sobre la seguridad 'online' desde edades tempranas. Además, es recomendable tratar las normas sobre comportamiento online como cualquier otra regla. En este sentido, haz que la seguridad online forme parte del comportamiento normal.
Prescindir del teléfono durante la cena y el tiempo en familia ayudará a tus hijos a valorar la importancia de interactuar con los demás cara a cara en lugar de 'online'.
Cabe tener en mente que cualquier persona puede crear un perfil y hacerse pasar por su amigo, por ello es importante que recuerdes a los niños la importancia de rechazar solicitudes de amistades de extraños.
Conviene establecer medidas restrictivas en los dispositivos para evitar que los niños accedan a lugares no deseados o aprobados por los padres. La solución McAfee Secure Home Platform permite administrar el acceso a Internet familiar estableciendo límites de tiempo y bloqueando categorías de sitios web.