Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Estados Unidos no encuentra defectos en el Tesla en el que murió un hombre cuando usaba el Autopilot

La Administración de Seguridad en el Tráfico por Carretera de Estados Unidos (NHTSA, por sus siglas en inglés) ha elaborado un informe en el que no ha encontrado pruebas de defectos en la unidad del Model S que se vio involucrada en un accidente en el que un hombre perdió la vida al chocar con un camión cuando utilizaba el sistema de conducción semiautónomo Autopilot.
El consejero delegado de la compañía, Elon Musk, calificó en su cuenta de Twitter como "muy positivos" los resultados de este informe sobre el accidente en el que perdió la vida un hombre, ya que no responsabiliza a la empresa y no se ordena la puesta en marcha de una campaña de revisión del vehículo.
El documento señala que no ha sido detectado ningún defecto en el vehículo, por lo que afirma que la investigación sobre este caso ha quedado cerrada, lo que no significa que la NHTSA haya encontrado pruebas de que no existe un problema de seguridad. Además, subraya que la agencia seguirá monitorizando el caso.
"La investigación de la NHTSA no identificó defectos en el diseño o en las prestaciones del freno automático de emergencia o en los sistemas Autopilot de los vehículos en cuestión ni incidentes en los cuales los sistemas no funcionaron como habían sido diseñados", añade el documento.
Así, apunta que los dispositivos de frenado automático de emergencia que se usan en la industria del automóvil no han sido desarrollados para funcionar de forma fiable en todas las variables de impacto.
Al mismo tiempo, destaca que el sistema Autopilot es un dispositivo avanzado de asistencia al conductor que requiere una atención continua y total por parte del conductor, que debe supervisar el tráfico y estar preparado para tomar la iniciativa para evitar cualquier accidente.
"El diseño de Tesla incluye un sistema de dirección con manos sobre el volante para comprobar la participación del conductor. Este sistema ha sido actualizado para reforzar la necesidad de participación del conductor a través de una estrategia de 'huelga'", aseguró la organización, que afirmó que si no existen muestras de que el conductor está atento al tráfico el Autopilot pierde sus funciones.