Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El impulsor de la ley SOPA retira la iniciativa hasta que haya "un acuerdo más amplio"

Las protestas en internet han hecho que se suspenda el proceso temporalmente

El Senado ha decidido posponer la votación de la ley PIPA

Tras aplazarse en la Cámara de Representantes y en el Senado de Estados Unidos la votaciones sobre la ley SOPA y la PIPA, respectivamente, ante las críticas recibidas, el principal impulsor de la ley SOPA contra la piratería en Internet, el senador republicano Lamar Smith ha decidido retirar su iniciativa hasta que haya una acuerdo más amplio.
"He escuchado a los críticos y consideraré seriamente sus preocupaciones sobre la legislación propuesta para el problema de la piratería on line. Está claro que tenemos que revisar el enfoque sobre cómo responder mejor al problema de los ladrones extranjeros que roban y venden las creaciones y productos estadounidenses", ha anunciado Smith mediante un comunicado
El de Texas asegura que "el problema de la piratería es demasiado grande como para ignorarlo", y afirma que "el robo de la propiedad intelectual en internet no es diferente al robo de productos en una tienda", y de igual forma la ley debe aplicarse en el mundo real y el virtual.
Sin embargo, y presionado por las críticas recibidas, han decidido retirar la iniciativa en busca de un acuerdo más amplio. Mientras, explica, "el Comité seguirá trabajando con los propietarios de los derechos de autor , las compañías de Internet y las instituciones financieras para desarrollar propuestas que con las que luchar contra la piratería online y proteger la propiedad intelectual de Estados Unidos".
Por último, Smith se muestra dispuesto a escuchar. "Damos la bienvenida a la entrada de todas las organizaciones y los individuos que tienen una diferencia honesta de opinión sobre la mejor manera de abordar este problema generalizado. El Comité mantiene su compromiso de encontrar una solución al problema de la piratería en Internet que proteja la propiedad intelectual estadounidense y la innovación".
Proyecto suspendidos en el Senado
En el Senado, la votación sobre la Ley para la Protección de la Propiedad Intelectual (PIPA), que antes contaba con muchos apoyos tanto en el Partido Demócrata como en el Republicano, se iba a realizar el próximo jueves. Pero el líder de la mayoría en el Senado, el demócrata Harry Reid, ha anunciado que ha decidido posponerla "a raíz de los últimos acontecimientos", según la cadena CNN.
Varios congresistas que antes respaldaban estos proyectos han cambiado de postura recientemente por las numerosas críticas que se han vertido contra los mismos en Internet y en la calle.
Diez grandes empresas movilizaron a sus usuarios esta semana para que se pronunciasen en contra de la SOPA y la PIPA. Webs como Wikipedia y Reddit permanecieron cerradas el 18 de enero; se realizaron manifestaciones en Nueva York, San Francisco, Seattle y Washington y Google reunió más de siete millones de firmas para una petición contra los dos proyectos.

Con la PIPA y la SOPA se pretende hacer respetar los derechos de autor imponiendo restricciones a las páginas web que tienen contenidos pirateados o que facilitan su difusión. En un principio, parecía que se iban a aprobar rápidamente; de hecho, la primera recibió el visto bueno unánime del Senado el pasado mayo.
Pero cuando la Cámara de Representantes empezó a trabajar en su versión del texto, la SOPA, las empresas de tecnología empezaron a ejercer presión para que no se aprobase.
Reid ha sugerido que aún es posible aprobar la ley PIPA. "No hay ninguna razón para que las quejas legítimas que han planteado muchas personas se puedan resolver", ha afirmado.